CUPERTINO, CA - SEPTEMBER 12: Apple CEO Tim Cook speaks during an Apple special event at the Steve Jobs Theatre on the Apple Park campus on September 12, 2017 in Cupertino, California. Apple is holding their first special event at the new Apple Park campus where they are expected to unveil a new iPhone. (Photo by Justin Sullivan/Getty Images)

El Apple Watch se ha utilizado para muchas funciones hoy en día, y parece ser más que un accesorio para otros, especialmente después del estudio publicado recientemente por la Universidad de Stanford que considera que sus datos son «confiables». Y por confiabilidad, los investigadores quisieron decir que los datos que recopila de su portador y propietario podrían usarse en una configuración clínica para detectar enfermedades cardíacas.

Apple Watch para determinar problemas cardíacos con registros de datos

A veces, una enfermedad puede pasar una serie de pruebas y controles realizados por un médico o un profesional de la salud y solo puede manifestarse cuando se experimenta estrés o fatiga a diario. Estos médicos no siempre están en el lugar y el momento adecuados para prestar servicio, por lo que se puede traer una máquina a casa para esta detección.

Sin embargo, es posible que no esté disponible en la mayoría de los casos y hacerlo puede resultar complicado. Pero este problema o matiz ya no sería algo a tener en cuenta, especialmente porque investigadores de la Universidad de Stanford dirigidos por Neil Rens publicaron recientemente un estudio titulado » Datos de actividad de los wearables como indicador de la capacidad funcional en pacientes con enfermedades cardiovasculares «.

Este estudio profundiza en la importancia y la eficacia de un Apple Watch para ayudar a recopilar datos de un paciente. A su vez, esos datos se pueden utilizar para interpretar y determinar si una persona tiene una enfermedad cardíaca subyacente o una enfermedad que puede pasar desapercibida durante un viaje o una visita al médico. Los investigadores dijeron que los datos del reloj inteligente podrían ser «clínicamente confiables» para detectar cualquier dolencia.

Apple Watch: datos probados en más de 110 encuestados

Según el estudio , el par Apple Watch Series 3 y el iPhone se proporcionaron a 110 participantes y encuestados del estudio, en el que utilizan una aplicación llamada VascTrack para controlar los datos de su corazón. Los participantes fueron seguidos durante un período de 6 meses, donde los investigadores han descubierto que dan resultados positivos y arrojan altos porcentajes.

A pesar de que el Apple Watch no es el último modelo del gigante de Cupertino (actualmente la Serie 6), los dispositivos aún presentaban una sensibilidad del 90% y una especificidad del 85% en el entorno clínico. Por otro lado, la medida de «fragilidad» del reloj inteligente cambió a un 83% de sensibilidad y un 60% de especificidad en el hogar.

El objetivo del estudio es determinar si los relojes inteligentes modernos que cuentan con funciones como los rastreadores de salud y estado físico son efectivos en un entorno clínico donde sus datos se pueden usar para una evaluación crítica de un paciente.

Un estudio publicado en el New England Journal of Medicine en 2019 también probó la efectividad del reloj inteligente como un dispositivo de fibrilación auricular y consideró que puede detectar pulsos irregulares que a veces se pueden pasar por alto.